SEXTA 8K LA CRUZ

SEXTA 8K LA CRUZ
El 8 de setiembre de 2013 unite a la gran Fiesta del Atletismo Cruceño!!!

miércoles, 1 de octubre de 2008

VINOS DE LA CRUZ: PRIMER VINO ECOLÓGICO DE AMERICA

El producto natural cuenta con el certificado de la Comunidad Económica Europea
Bodega uruguaya fabricó el primer vino para diabéticos del mundo

En forma totalmente casual, los responsables de la bodega De la Cruz descubrieron que sus novedosos vinos ecológicos no producen ningún efecto nocivo para los diabéticos. Esta revelación, experimentada y certificada internacionalmente y hasta por la propia Asociación Uruguaya de Diabéticos, abrió las puertas a los pacientes de dicha enfermedad, que desde ahora podrán degustar esta bebida.
El director de la Bodega De la Cruz, Juan José Arocena, explicó las características de un vino que es requerido desde todo el mundo.
MARCELO BUSTAMANTE
Desde Uruguay surgió una gran noticia que gratificará a millones de diabéticos en el mundo. Se creó un vino cuya ingestión no provoca alteraciones en el organismo de individuos con alto porcentaje de azúcar en sangre.
Las escenas donde estos enfermos se sienten excluidos de las reuniones familiares o de las comidas por no poder brindar con una copa de vino, podrán quedar en el pasado.
Este nuevo producto que evita la discriminación con los diabéticos provino de la bodega floridense De la Cruz. Sin embargo, esta bebida que fue concebida en un principio como ecológica por elaborarse en forma natural, terminó siendo una verdadera revelación.
Según explicó a LA REPUBLICA el director del establecimiento, Juan José Arocena, un diabético compró una botella de la variedad ecológica creyendo que dañaría su organismo. La bebió y no sufrió ningún efecto. Incluso, tras ingerir tres botellas del vino en un período de 35 días, percibió que no aumentó su curva de glicemia.
Esta historia comenzó en 1997, cuando los directivos de Vinos de La Cruz recibieron desde Dinamarca la solicitud de una bebida ecológica u orgánica. Desde ese entonces en el viejo continente hay tendencia a consumir productos de origen natural.
En Uruguay, quien certificaba ese tipo de vinos era la Asociación Rural. No sólo obtuvieron el aval a nivel nacional, sino que también fueron certificados por la Comunidad Económica Europea.
La intención del establecimiento uruguayo era obtener una uva ecológica que permitiera elaborar un vino orgánico. Durante cuatro años se hizo el tratamiento de un cultivo natural en un predio con extensión de 16,5 hectáreas.
Fue así que en marzo del año 2001 lograron certificar la uva ecológica y elaboraron cinco variedades de vinos ecológicos (Pinot Noir, Malbec, Muscat D'Hamburg, Merlot y Arriloba). En setiembre del mismo año lograron la certificación del producto. Este emprendimiento demandó una reconversión que implicó una inversión de quinientos mil dólares.
Para la fabricación de la bebida no utilizan fertilizantes químicos ni herbicidas. Tampoco fungicidas ni insecticidas. Por el contrario, volvieron a las fuentes, recurriendo a los fertilizantes naturales, tanto sea de origen animal como vegetal.
Arocena indicó que las etiquetas (españolas), las tintas, los adhesivos (ambos alemanes), el corcho (portugués) y el vidrio (argentino) utilizados en el producto final tienen certificado ecológico.
Existen vinos ecológicos en Estados Unidos, Chile y Argentina. Sin embargo, la Comunidad Europea no reconoce a estos productos debido a sus mayores requerimientos para su certificación, ya que las bebidas certificados por la norma estadounidense permiten la utilización de matayuyos, por ejemplo.
En cambio, el primer certificado liberado por la CEE a una industria vitivinícola americana fue para la bodega De la Cruz, que es reconocida en todo el mundo.
A partir de setiembre de 2001, una persona diabética, tras consumir una tercera botella del vino ecológico fue a consultar a los propietarios de la bodega para saber por qué no le hacía daño. "No le aumentaba la curva de los niveles de glicemia, sino que más bien se los bajaba. Se decidió realizar estudios médicos, en colaboración con la Asociación de Diabéticos Uruguaya (ADU) y ejecutados por el Latu. Esta experiencia se repitió en otros enfermos y se obtuvo similares resultados", indicó Arocena.
El pasado 12 de abril, la bodega obtuvo para su producto la certificación de la ADU. Ocho días después, el producto uruguayo fue presentado en el Congreso Mundial de Diabetología realizado en Dinamarca, obteniendo la aprobación. La bebida también fue certificada por la asociación de diabéticos brasileños, logrando un importante respaldo regional.
La ADU recomienda la ingestión de un máximo de dos copas al día para el hombre y una para la mujer, ya que un consumo excesivo puede provocar hipoglicemia.
Según el director del establecimiento, estos vinos no hacen daño porque tienen cero grado de azúcar, un bajo valor glicémico así como escasa dosis de carbohidratos.
La fabricación de vinos para diabéticos o ecológicos implica un costo superior del sesenta por ciento en comparación con la bebida tradicional, debido a la baja producción de las plantas --casi la mitad-- motivada por la utilización de fertilizantes naturales que poseen menor potencia que los químicos.
El precio final de la bebida se encarece también por los gastos derivados de las inspecciones y controles efectuados por la Comunidad Europea, ya que debe pagarse los viáticos de los funcionarios a cargo de los controles y otras erogaciones originadas por el relevamiento internacional.
La bodega tiene una baja producción, estimada en unas 180 mil botellas al año, y participan de la producción 68 empleados. Este producto para diabéticos se vende en todas las grandes cadenas de supermercados a $ 160 la botella y contiene 750 centímetros cúbicos.
En Uruguay existen unos 230.000 enfermos de diabetes.
A nivel internacional, el producto es demandado desde Brasil --donde hay un mercado potencial de aproximadamente ocho millones de personas--, Estados Unidos, Ecuador y México.
A partir de este importante descubrimiento, se abre un nuevo mercado para la industria vitivinícola, ya que a nivel nacional --según explicó Arocena-- la producción de vino está en crisis. La única solución, según su opinión, es abrir mercados rápidamente.

(FUENTE "LA REPUBLICA" 02/05/2002)

Setiembre 2002.
La Cruz, Florida.

De nuestra consideración,
Como se habrá enterado por los distintos medios de comunicación, Vinos de La Cruz, ha Certificado en el año 2001 el Primer Vino Ecológico de América.
Las bondades naturales de este vino, ha permitido que en el pasado mes de julio del 2002, sea también certificado como el PRIMER VINO DEL MUNDO, en ser recomendado para el consumo de personas que padecen de diabetes, por la Asociación de Diabéticos del Uruguay
Este hecho, totalmente inédito ha tenido una repercusión mundial, saliendo en distintos medios de prensa desde la BBC de Londres, CNN en español e ingles, hasta medios de prensa de radios y periódicos de países tan distintos como México, Colombia, Costa Rica, Rusia, Japón, Inglaterra, etc. .

Hoy estamos elaborando 5 variedades de vinos ecológicos que al ser vinificadas por separadas, se transforman en cinco distintos vinos Varietales.
Estos vinos varietales son los siguientes: Arriloba (Vino Blanco), Muscat d´Hamburg (rosado) y Pinot Noir, Malbec y Merlot (Tintos)

Para conocer mas sobre nuestro trabajo y en especial sobre los Vinos Ecológicos, lo estamos invitando a pasar por nuestras oficinas de Montevideo o por la bodega en La Cruz, donde con mucho gusto le obsequiaremos una botella de Vino Ecológico Arriloba 2002.

Nuestras direcciones, teléfonos y horarios:
Montevideo: Dirección: Enriqueta Compte y Rique 1295
Teléfono: 200 11 89 – 208 33 32.
Horario: 9.00 a 18.00 horas de lunes a viernes

Lo invitamos a visitar el Establecimiento (que incluye la bodega, viñedos, avícola y monte de alcornoques) los días los sábados y/o domingos, le solicitamos que reserve su visita con tiempo.

La Cruz: Dirección: Ruta 5 km. 117 Florida.
Teléfono: 0350 2115
Horario: 7.30 a 12.00 y de 13.30 a 17.30 de lunes a viernes.

Sin otro particular, lo saludamos muy atentamente

p. S. A. Vitícola Uruguaya / Vinos de La Cruz
José Andrés Arocena

P.d. Agradecemos presentar esta carta al momento de retirar Vuestra botella de Arriloba Ecologico.

FUENTE: CAMARA DE INDUSTRIAS DEL URUGUAY

Crearon vino sin azúcar apto para diabéticos
Condenada a desmarcarse frente a una competencia exacerbada en el Nuevo Mundo, la bodega más antigua de Uruguay apuesta a la creación de un vino ecológico sin azúcar, destinado al mercado de los diabéticos. Fundada en 1887, Vinos de la Cruz, empresa familiar de unas 60 hectáreas de viñedos plantados en el departamento de Florida, descubrió por casualidad el jugoso filón, según informa AFP. "Frente al desconocimiento de Uruguay a nivel mundial, nuestra idea era al inicio buscar una ruta paralela, buscando un mercado de consumidores diferentes, el mercado ecológico", explicó Juan José Arocena, directivo de Vinos de la Cruz. Desde 1997, en pleno auge del movimiento ecologista, la mitad de la viña se convirtió a métodos naturales, sin agentes químicos de síntesis, en una larga adaptación de cuatro años. El viñedo, que utiliza guano como fertilizante, tiene el aspecto de una granja, con sus 14 mil gallinas criadas con ese fin. Análisis certificados por un laboratorio estadounidense demuestran que el vino no contiene la más mínima traza de azúcar. * (FUENTE "LA REPUBLICA" 7/10/2006)